El salmón marinado es un plato facilísimo de elaborar y que suele gustar a todo el mundo. A pesar de su sencillez, es una receta que podéis ofrecer como aperitivo o como plato estrella en los buffets, brunchs o comidas que vayáis a preparar para recibir en casa. El salmón marinado podéis servirlo en finas lonchas o en taquitos en una fuente blanca de loza o en madera con distintos tipos de panes, biscotes o blinis, pero también lograréis sofisticarlo con otros ingredientes. De este modo, podéis elaborar rollitos de salmón rellenos de queso crema y alcaparras, de guacamole o de mantequilla de berros o de aromáticas. El salmón marinado también es el compañero perfecto de crêpes salados o el toque especial para unos huevos revueltos o para un plato de pasta fresca. Incluso, si tenéis poco tiempo será la solución a una cena improvisada si lo ponéis sobre unas tostas de pan. Otra forma de tomarlo es servirlo con guarnición de patatitas hervidas o ensalada, como veréis en esta receta de Rita Cifuentes que esperamos que os guste.

Cuando comprobéis lo fácil que es elaborar el salmón marinado, seguro que será un básico de vuestros menús para tomar de vez en cuando en casa y también para sorprender a vuestros invitados en cualquier celebración. Además, es una receta de lo más práctica para recibir, ya que al tener que elaborarla con antelación, habréis resuelto uno de los platos del menú y ganaréis tiempo para organizar el resto de preparativos.

03302-Salmon-marinado-con-ensalada-1-460x690

Los ingredientes que necesitáis para hacer salmón marinado son 1,5 kg. de salmón fresco, 1 kg. de azúcar, 1 kg. de sal gorda, una cucharada de semillas de cilantro, media cucharadita de semillas de pimienta y dos cucharadas de eneldo fresco.

Lo primero que tenéis que hacer es pedir a vuestro pescadero que os dé el salmón abierto en dos lomos y sin la espina central. Si además os lo puede dejar limpio de escamas por completo os facilitará mucho la tarea de preparar el pescado, si no tendréis que hacerlo en casa. Para terminar de limpiar el salmón, con ayuda de unas pinzas, retirad las espinas que suelen quedar en el lomo procurando no abrir la carne.

Una vez que ya tenéis el pescado listo, moled en un mortero el cilantro y la pimienta y reservadlo. Después, mezclad el azúcar con la sal. Seguidamente, coged un recipiente y poned en el fondo una capa de la mezcla del azúcar y la sal, sobre ella los lomos de salmón con las semillas molidas y el eneldo por encima. Para acabar este proceso, cubrid el salmón con el resto del azúcar y la sal.

Cuando ya hayáis terminado de dar estos pasos, tapad el recipiente con un papel film transparente y ponedle encima peso, como latas de conserva, para que el pescado quede bien prensado. Si se genera líquido, id retirando con una cuchara y volved a tapar bien.

El tiempo que debéis dejarlo en reposo en el frigorífico es de 48 horas. Pasados estos dos días, debéis retirar la sal completamente pasando el pescado por el grifo con agua fría y secándolo con papel absorbente de cocina. A continuación, reservadlo bien tapado en el frigorífico hasta el momento que vayáis a utilizarlo para otra receta o para servirlo en la mesa.

Si queréis prepararlo como os muestra Rita Cifuentes en su receta, podéis cortarlo en tacos y preparar una ensalada de hojas con alcaparras y una vinagreta suave. Os recomendamos tomarlo a temperatura ambiente para que podáis degustar todo su sabor.

Podemos utilizar cookies para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su posible uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información en nuestra Política de Cookies. To find out more about the cookies we use and how to delete them, see our privacy policy.

  I accept cookies from this site.
EU Cookie Directive plugin by www.channeldigital.co.uk